¿Eres un profesional del marketing o del sector sanitario? ¿Sabes todo lo que el inbound marketing sanitario puede hacer por tu negocio? Ahora lo vas a descubrir.

Hoy en día un gran número de usuarios potenciales de una consulta, clínica u hospital utilizan el canal online para informarse y tomar decisiones referentes a su salud y la de su familia. Además de valorar muy positivamente el contacto con profesionales sanitarios que les ofrezcan respuesta y soluciones fiables.

Precisamente por eso, no puedes desperdiciar la oportunidad que te brinda la metodología inbound marketing de proporcionarles la información que demandan y entablar una relación duradera con ellos.

¿Qué es el Inbound Marketing Sanitario?

El inbound marketing es una metodología que ayuda a captar clientes, aportándoles valor con contenidos de su interés y ofreciéndole tus servicios de una manera no intrusiva. ¿Cómo lo hace? Combinando diferentes acciones de marketing sanitario digital como el marketing de contenidos, el SEO, una estrategia de redes sociales, le generación de leads y la analítica.

De esta manera, tus pacientes potenciales no sienten que les estás intentando vender descaradamente como pueden percibir con otras técnicas de marketing sanitario tradicional.

En el método inbound una de las claves son los contenidos de calidad. Contenidos capaces de aportar al paciente lo que necesita para resolver sus dudas hasta convencerse de que eres su mejor opción. Además, estos contenidos deben contar con un carácter profesional y un rigor excelente.

En definitiva, el inbound marketing atrae a los usuarios apropiados y los acompaña durante su proceso de decisión de compra a lo largo de estas fases:

  • Visibilidad: En esta fase inicial se trata de conseguir que una persona susceptible de ser tu paciente y que no conoce tus servicios, llegue a tu web.
  • Captación: Ahora debes esforzarte para que los visitantes de tu web se transformen en contactos u oportunidades de venta.
  • Conversión: En esta fase el reto es lograr que dichas oportunidades de venta evolucionen y se conviertan en tus pacientes.
  • Fidelización: También tienes que fidelizar a los pacientes que ya se sometieron a un tratamiento o intervención en tu clínica para que sean tus prescriptores y recomienden tus servicios.

Define a tu paciente ideal y acompáñale

Es fundamental realizar un retrato robot de tu paciente ideal para poder trazar tu estrategia con éxito, que en inbound es conocido como buyer persona.

¿Quieres saber cómo hacerlo? Empieza por buscar las fuentes de información en la que te basarás, que pueden ser:

  • Investigaciones de mercado sobre hábitos de consumo, comercio electrónico, uso de tecnología y redes sociales en el sector sanitario.
  • Información de los pacientes actuales extraída de Analytics, de tu CRM o de encuestas de satisfacción.

Una vez las tengas localizadas, pasa a hacerte todas las preguntas necesarias para identificar a tus buyer persona.

¡Estupendo! Ya conoces mejor a tu cliente ideal, así que ahora ha llegado el momento de acompañarlo a lo largo de su ciclo de compra también conocido como buyer journey, que consta de diferentes etapas.

En la fase de reconocimiento la persona es consciente de que tiene un problema pero aún no puede ponerle nombre. Por ello es posible que busque información sobre sus síntomas. Así que es interesante que crees contenidos que den respuesta a este tipo de preguntas para que te encuentren en buscadores.

A continuación considerará las posibles soluciones a su problema de salud. Por tanto en la fase de consideración buscará información online sobre tratamientos y servicios sanitarios. También en esta fase tu centro ha de posicionarse como líder de información. Para ello crea contenidos educativos y útiles.

Una vez sabe qué tipo de servicio necesita y qué alternativas le ofrece el mercado, se decidirá por la mejor opción. Es ahora cuando debes generar contenidos más directos en los que hablar de manera explícita de tu clínica. En la etapa de decisión es el momento de contarle al usuario por qué tus servicios son los idóneos para que acuda finalmente a tu consulta.

Recetas de Inbound Marketing Sanitario

Para acabar con este artículo sobre inbound marketing sanitario, te traemos algunos ejemplos de acciones en las que puedes inspirar tu estrategia:

Post para tu blog

La publicación frecuente de posts de calidad te ayudará a aumentar la visibilidad de tu web, posicionarla mejor en buscadores y a mejorar la reputación de tu marca.

Por ejemplo, puedes crear posts con consejos para cuidar la salud y prevenir enfermedades, escribir sobre las últimas novedades de tu especialidad o sobre cuestiones prácticas como cada cuanto es necesario hacerse una revisión médica.

Contenido visual

Aunque los artículos escritos son realmente importantes dentro de una estrategia inbound marketing, tienes que adaptarte a los nuevos hábitos de consumo de contenidos de los usuarios. Por eso, incluir material visual como los vídeos es esencial.

Puedes crear vídeos con testimonios de pacientes o con entrevistas a referentes del sector sanitario. Tanto si un paciente satisfecho cuenta su experiencia como si una personalidad destacable habla de tus servicios, aportarás a los usuarios una sensación de confianza y fiabilidad.

Las redes sociales

Sin duda las redes sociales son otra de las partes fundamentales de una buena estrategia de inbound marketing sanitario. ¿Que por qué? Muy sencillo, por su increíble poder dinamizador de contenidos y porque además te ofrecen una nueva vía de atención al paciente para poder fidelizarlo.

El email marketing

El email marketing también ofrece una buena oportunidad de establecer una buena y duradera relación entre paciente y profesional. Así que, ¿por qué no crear una newsletter periódica?

En Increnta tenemos una amplia experiencia con clientes del sector sanitario. Utilizamos las últimas tecnologías y una metodología propia que te ayudará a hacer crecer tu negocio sanitario. ¿Hablamos?

Recent Posts

Deja un comentario